¿Has oído alguna vez qué es la cultura del feedback? ¿Has trabajador en alguna organización que la fomente? Pues bien, a continuación vamos a explicar en qué consiste esta cultura y que beneficios pueden obtener las organizaciones que lo aplican en su día a día.

Tener conversaciones con nuestros líderes sobre el desarrollo en nuestros puestos de trabajo es muy importantes para el bienestar y crecimientos personal y laboral de cada uno de nosotros. Y es por eso que mediante esta técnica podemos aprender y potencias nuestras fortalezas, así como fortalecer y mejorar los puntos más débiles.

No podemos obviar que cuando una empresa implementa una cultura de feedback, se enfrenta a una menor probabilidad de situaciones inesperadas y conoce mejor la situación actual de cada uno de los trabajadores. Esto, le permite poder adelantarse a un posible problema corrigiendo procedimientos o actitudes en el momento preciso, sin esperar a que terminen generando fricciones.

La cultura de feedback ayuda a establecer una correcta expectativa entre los diferentes miembros y colaboradores dentro de los equipos de una compañía.

Pilares para una cultura de feedback adecuada

El feedback continuo como herramienta en la gestión de personal. El directivo ha de comprender que es una herramienta de comunicación que facilitará la comunicación en todos los niveles de la empresa así como corregir y motivar a los miembros de su empresa. Esta cultura se ha de transmitir a todos los miembros  y sobre todo la han de interiorizar los líderes implantándolas en sus equipos con la ayuda de los equipos de Talento/RRHH con los diferentes métodos de evaluación.En la situación actual en la cual nos encontramos, existen una infinidad de herramientas en las que nos podemos apoyar. Desde Witei, trabajamos día a día con Slack para mantenernos conectados en todo momento. También realizamos las reuniones así como nuestros dailies a través de Google Meet. Un sentimiento conjunto de todo el equipo a lo largo de la cuarentena ha sido que «a pesar de la distancia nos sentimos muy unidos».

Se ha de definir con exactitud los objetivos de los equipos, estableciendo un foco en el desempeño de las funciones de trabajo así como en la cultura de la empresa, evitando dar feedback de los rasgos personales de cada uno de los trabajadores. No sirve de nada decirle a un trabajador que es muy tímido, si no que habrá que fomentar su participación en reuniones o clientes, evitando así posibles respuestas del tipo «yo soy así».

Al tener todos los objetivos bien establecidos, este feedback siempre se va a basar en hechos y datos contrastables. Es uno de los datos que más cuesta definir y conlleva un gran trabajo de recopilación de datos, pero una vez establecida esta base, es mucho más productivo ese feedback basado en hechos y datos medibles. En Witei actualmente se han planteado unos objetivos mensuales, dejando registro de las actividades y logros conseguidos en las diferentes herramientas de trabajo que usamos. Estas herramientas son compartidas como Pipedrive, Google Drive, Intercom o Zendesk.

Todas las reuniones mantenidas realizando feedback ha de enfocarlo de forma constructiva llevado a un futuro cercano donde todo esto se pueda aplicar, garantizando así una mejora notable en el rendimiento de la persona.

Los líderes de equipo se han de manejar con soltura en cuanto a comunicación se refiere, facilitando así esa reunión de feedback, potenciando la implicación y participación de los miembros de sus equipos en todo el proceso. Para ello, tanto la exposición como la argumentación de lo hecho ha de estar contextualizada, ha de sostenerse con datos medibles y se ha de fomentar la conversación entre todas las partes que participan el el proceso de feedback.

 Beneficios

Como hemos mencionado anteriormente la cultura de feedback ayuda a canalizar mejor el manejo de expectativas de los líderes vs miembros de su equipo y viceversa, así como adelantarse a la detección de posibles conflictos. Además de esto, encontramos los siguientes beneficios:

  • Fortalecer la motivación de cada uno de los miembros del equipo al reconocer un buen desempeño. Un trabajo bien realizado siempre se reconocerá en público (fomentaremos que se mantengan en esa línea de trabajo), mientras que cuando se realice un feedback más profundo o sobre puntos a mejorar se hará en privado.
  • Comunicación constante y fluida entre supervisores y equipos, este hecho fomentará adelantarse a situaciones inesperadas.
  • Alinear la organización al conversar sobre los objetivos establecidos, siempre medibles.
  • Centralizar el foco de trabajo con unos objetivos visibles para los trabajadores, así como en la consecución de estos.
  • Evitar puntos disconformes trabajando en aquellos que haya que mejorar.
  • Fomenta la claridad. Cada miembro conoce cada uno de los puntos por los que se está midiendo su rendimiento.
  • Aumento de la confianza. Los líderes establecen relaciones más estrechas con cada uno de sus miembros, generando un aumento del sentimiento de pertenencia, ya que se sienten más preparados y respaldados a la hora de afrontar momentos de incertidumbre.

Formas de proporcionar feedback

  • La valoración anual. Como venimos hablando actualmente, no solo se trata de dar un solo feedback al año, dado que esto rompería con todo lo tratado anteriormente, pero si es una buena forma de evaluar al cerrar el año. Haciendo un recorrido por toda la trayectoria del año anterior, viendo los puntos a mejorar y a destacar que han ido surgiendo en las evaluaciones y feedbacks anteriores. Es una buena forma de dialogar con el empleado. Le permite dar su punto de vista y establecer nuevos objetivos para el próximo año.
  • Encuestas a los empleados. Para crecer como empleador también hay que saber que piensan de la propia empresa sus empleados, conocer el grado de satisfacción de estos. Por ello, existen varias herramientas que sirven para medir en clima labora, en Witei usamos Team Insights, también desarrollamos formularios cuando queremos centrarnos en un punto muy específico.
  • Evaluación de 360°. ¿Cuántas veces los líderes piden sugerencias en sus equipos para seguir progresando? ¿y viceversa? Con este tiempo de evaluaciones te aseguras que la persona evaluada recibe un feedback por parte de su equipo, sus supervisores y compañeros del mismo rango. Obteniendo así un feedback completo por todas las personas con las que colabora.
  • Plan de acción. Elabora un plan de acción desarrollar en un corto tiempo determinado con diferentes objetivos a conseguir, de tal forma que cuando se cumplimente ese tiempo se evalué la consecución de los objetivos conseguidos, como mejorarlos y a los que no se han llegado y por qué para mejorar en el próximo hito.

Conclusión

Una cultura de feedback aumenta el rendimiento y la confianza de cada una de las personas de tu organización. Un feedback constante fomenta el diálogo abierto y permite alinear intereses y aterrizar las expectativas que cada miembro de la compañía tiene respecto de los demás.

El feedback siempre puede realizarse sea estando en la oficina como siempre o en situaciones de teletrabajo, e incluso más en estos casos.

Con esta cultura, una empresa se antepone a posibles conflictos o situaciones incómodas pudiendo solventarlo con antelación. Esto conlleva a una sensación de bienestar de los trabajadores, un mayor sentimiento de pertenencia y por consiguiente una mayor retención de personal.

¿Quieres formar parte de nuestro equipo? Inscríbete en nuestra bolsa de empleo

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: